historia

El Banco Interamericano de Desarrollo se inaugura en 1960 con la primera reunión de Gobernadores en El Salvador donde se elige al Sr. Felipe Herrera como su primer presidente.

A partir de entonces, se inicia el proceso migratorio de sus empleadosy familias, y en 1964 las señoras Ann Upton y Agnes Wolf, entendiendo el impacto que producen estos movimientos migratorios, crean un programa que facilite el cambio de residencia.

Así se constituyen por un lado, el Comité de Relaciones Humanas integrado por los empleados de siete países miembros bajo el liderazgo de la Sra. Ann Upton e Inés Herrera, y por otro, el Comité Consejero  integrado por once miembros. Este último lo conformaba un grupo de voluntarias que apoyaban a los empleados y sus familias en el proceso de adaptación a la ciudad de Washington DC.

En 1967, se crea el primer estatuto de lo que luego se llamaría Comité de Damas, bajo la supervisión de la Asociación de Empleados del Banco.

En 1971, el nuevo presidente del BID, Sr. Antonio Ortiz Mena y su esposa Marta S. de Ortiz Mena, ratificando su apoyo al Comité de Damas, crean una oficina permanente en el edificio principal para su regular funcionamiento.

Durante 1972 y 1974 el Comité de Damas se convierte en la Asociación de Familias del BID, tal como hoy se conoce a este organismo, nombre que refleja la población que beneficia; es decir, al empleado y a todos los miembros de su familia.

En la actualidad, la Asociación de Familias del BID funciona según sus propios Estatutos y con un presupuesto anual asignado por el Banco de acuerdo a sus  necesidades y a los servicios que ofrece a sus socios.

El organigrama funcional está integrado por una Junta Directiva elegida por sus miembros, una Coordinadora que es empleada del Banco y que oficia como nexo Banco-Asociación y una asistente contratada. La Junta Directiva es electa en una Asamblea General por un periodo de dos años; está integrada por socios voluntarios y es responsable de elaborar y poner en ejecución un Plan de Trabajo.